' ' n':`u.::`:':'~:u.',. -_.--' 'u.\_v \ ` ' Q n. 0 _ -,. ` ia 'U' - --I _ - I _ ,...-Z'.I 1-...U _.:. _. _ Q.,-.- ' i,o'.-.-.v -

1 . . 9, 0' '-n',' . n u ` `›_. .-` _ . I. ~ _ 0 , › I I..' -'¡ 'q úw.. -1 . _ _. n _I I - ¢ ,› U . . '.'_°`u',' -I Q I __. 0 ._ l

2 downloads 202 Views 5MB Size

Recommend Stories


IVVCAICO, i q ^ f ~ i
IVVCAICO, XXX i q ^ MARIO DE LA CUEVA cosariamente, en su aspecto esencial de libertad, en su esencia psicológica y moral de autonomía... El estada

O B S E Q U I O S 2009
OBSEQUIOS 2009 NOMBRE ARTICULO ALEJANDRO ETIERNE LLANO, LIC., PRESIDENTE S.T.J. DE TAMAULIPAS Y SRA. ALFREDO NARVAEZ (PINGO) (CARICATURISTA) AMERI

Q U I L M E S CRISTAL
Q U IL M ES CRISTAL LA M E J O R C E R V E Z A USE Y PROPAGUE ESTA E S T A M P I L L A . A S I CONTRIBUIRA A L A MAS GRANDE OBRA DE A C E R C A M I E

Story Transcript

1

. .

9,

0'

'-n','

.

n

u ` `›_. .-`

_

.

I.

~

_

0 , › I I..' -'¡ 'q úw.. -1 . _ _. n _I I - ¢ ,› U . .

'.'_°`u','

-I

Q

I

__.

0

._ lu . < ø . .. _ 1.

.

I

I

_ n ,, c 1-2.-

n

In

O

fl/

Ú

ÍI

.Q 1..Q \

2'.: I .

o'¡'

¶_"¢¬ .ì, -,. ìì ha

u›

'A

0

lo. I

Io-

-. .__ of

_ . 'Is -

/

¢

ll

Í

al/¡ -Ja.. --

' n

-.lc

' ._._

'off _°oo .,.' . .-

--.

0

o 1

'J

I 4

_- .1 0 In

. › .I -I J

, -f,¢ .

1

.f -_ \_-~Qx I

1 .00

'

_

.'

1

0...

'

1

Qf'

-".. ._`_`\`_¬";

"I

.

-v

9---0. Í ¡O

.`\.

U

.D .., .U . Inu31....--

`

-,.

¢ .

9'

°l.¡

-U ...,--

°

" U9

'U' ¡ .a .ø .

|..

-

I

- .. ,--*' , _.

'.'-`.`_°.a'.|'. 0 1 1., ..-. , -_ . .0 u ,. -0 ¡› I 0 n . 0Q 1 n 0 '¡:': 9 u I | - ~I I I 'ø'¡'u':'."'¢ '0.0.03'. 4 . .Iu'|'a'v'-'-'a 1'001.;-›.,.,_ øn-pø--... -¢¢._-.-_›_-...

,. '

_. _... I--"' .. _ -__-

QI'--OIÍII 'I

I

¡-0 -. ¡rain Q. 14.. pu

I

-Q-

, -0' --. 0__..Q'

,_

-.-

.~ __

-

_,..- - - ¢ - -' _¢c¢ O.

¢ 1" I .U .

.-'

.

.n

.

¢ ' _..

.

... ,.

unan ' .¢° ' .--" ..¢ ul' -I' .~ hu:-:.19-.auf " _ u ' ' ', -. ° _ 1 ,vl'

.__.,.~----

_

.oc---scan-ni"

_-

,

_

0

c

nqnnqnflfl

--

_-¬ <

I

O

un Q nu

,I .¢

:.-" . " ° . ',f .' .f ¢ '_. . _.-.,- .°._ ø , _.,.~ _.--I _ -¡I ,-- _ u ¡ ø I -_., `_...:.-,- I'.on ' _.. I . .i 0'_ -0 - .-,. ..-Z'¡.I 1-...U _.: . _. _ Q .,¢ .0 0 .- ' i - ,o' 0'.-.__.v lo A U . . qu un 0 ,. _. v _ ' _. .I 4 1' ~' _ ' _of ..-" 0". . ' _.- ' .~ -.-o- _.,.__ .U ...u _ .-" n .-¢-I' . .Q-Q-Q - - ' ' ' . ~ ' ' '. ° o ' .I .

.-.--0 .--¢ -ø



.

.-

0

__

i-_

'

- 4 ø11

...-

.-

¡-¡'¡ - - - Í...

al . I ,I ,.IIi,... , . . ..' -~| ¿ ..I' 1.0 . 0.0.2' .'~', . ,', . ,.ø.ø_I_','_ , ø-4 ' I."

- _` - › _ . .."_,

-

.O

.a-"

_.

.

_

_.

- --I

ø"

-

.

'

.,---.-

"¢ - .-

1-.'||¢na; Íll' . .nl.II

.l'n -'-'-"fl I l.u¢¢._I'¡¢

I'---_ U .

-u ¬›

. v

._

.__ ,.

›-

_

,--

" 9

, U0 0' ' ø ÍII ia u... __.. , I . _ - .,- . lo.. , . II'I nn _-:'-

in1. i`u.uu' ,''¢ n':`u.::`:':'~:u.' n u..'. .-¡_ 1.-' . I . _ -.i-1 1 , 0 v-.,_ n .. . - '. K' ° U U'-'u 1 , Q Q n ° › -_.--'›'u.\_v \ ' 1.0. `-¡-1. uU. U . . _.

- --:-;- =-_-. .

'

--.

.

-su----gral

-

-

...

_.-

, . o

-'-....

,

.-

110'

mooco-I '°°: ' _ . . . - I' ' ___ _:¦_;....--¬.-un0-Iungrcr ;oo¢.o¢¢ _... _ . _-___...-nu I .on-.u .-. . _ _ , , _.-

I

^

._ ' '

_

- '" . o ,_, _

_0

I

_

.¢ 'Q

, .

I

1 ,u

'

u

-' -r

.



-0

_

.

_

-

_

.. ,

_,-

-

n

-~

.__. -

o _

o

_

._

,

. C

,-

¡I

`

.

›`



_

. ¢

¢.- 0.; .I""' ...Q-1. --" ' -.-oø-.--...¢›.o-_., _. un~¢¢-. en-uqnuqncaucn -__ .o'° u ..-_,¢ . _., I:-conan.-cn;-ccoo-ou:

-ZZIZZZZIIÍIZIIZIII..-..----.

'

_-.Q--øøøøønqa

0000

.-

u

..'

_

n`% Q--.-Q-qo-Q-o-¢n 0-11" ' _ , . . I' ' *"~ucon--_-onoo.¢..¢¢øII'° ,ul ' _`... ,__ . ...¢.-aofl' ' -ì__..:-_-::::::o::-.-.-IO' °:,:-' _i_~§0-coan¢¢n.ø-u¢øI0°'-

_,.u-

-

-

° °

' -.

.

|I'I'Ima|1|,IB| Kant

Alianza editorial

Fundamentación para una metafísica de las costumbres

Edicion de Robert@ R- Afafflavfl

Immanuel Kant

Fundamentación para una metafísica de las costumbres

Versión castellana y estudio preliminar de Roberto R. Aramayo

H Alianza editorial El libro de bolsillo

Título original: Grundlegung zur Metaphysik der Sítten

Primera edición en «El libro de bolsillo»: 2002 Segunda edición: 2012

Diseño de colección: Estudio de Manuel Estrada con la colaboración de Roberto Turégano y Lynda Bozarth Diseño cubierta: Manuel Estrada Reservados todos los derechos. El contenido de esta obra esti protegido por la Ley, que establece penes de prisión y/o multas. además de las correspondientes indemnizaciones por daños y perjuicios, para quienes reproduieren. plngiaren. distribuyeren o comunicnren públicamente. en todo o en porte. um obra literaria. artística o cienttficn, o su transformación. interpretación o ejecución artística fiinds en cualquier tipo de soporte o comunicada n través de cualquier medio. sin ls preceptiva sutoriznción.

© dela traducción, estudio preliminar y apéndices: Roberto Rodríguez Aramayo. 2002 © Alianza Editorial. S. A., Madrid, 2012 Callejuan Ignacio Luca de Tena, 15; 28027 Madrid; teléfono 91 393 88 88 www.alianzaeditorial.es ÍSBN: 978-34-206-0849-5

Depósito legal: M. 21.385-2012 Printed in Spain Si quiere recibir información periódica sobre las novedades de Alianza Editorial, envíe un correo electrónico ala dirección: [email protected]

Índice

Estudio preliminar

El empeño kantiano por explorar los últimos confines de la razón 111 Un texto primordial para la ética 142 Kant ante la «filosofía popular» 243 Los «Prolegómenos de la moral» antes que su [A 70]

ajena con el propósito parejo de no sustraerle nada; pero esto supone únicamente una coincidencia negativa y no positiva con la humanidad comofin en símismo si cada cual no se esforzase también tanto como pueda por promover los fines ajenos. Pues los fines del sujeto que es fin en sí mismo tienen que ser también mis fines en la medida de lo posible, si aquella representación debe surtir en mí todo su efecto. Este principio de la humanidad y de cualquier ser racional en general como fin en si mismo (que supone la máxima condición \ restrictiva de la libertad l de las acciones de cada hombre) no está tomado de la experiencia: 1) por causa de su universalidad, puesto que abarca a todos los seres racionales en general y ser esto algo que ninguna experiencia alcanza a determinar; 2) porque en ese principio la humanidad no es representada (subjetivamente) como fin de los hombres, esto es, como un objeto que uno se fije realmente de suyo como fin, sino como fin objetivo que, cuales fueren los fines que queramos, debe constituir en cuanto ley la suprema condición restrictiva de cualquier fin subjetivo, teniendo que provenir por lo tanto de la razón pura. El fundamento de toda legislación práctica se halla objetivamente en la regla y la forma de la universalidad que la capacita para ser una ley (acaso una ley de la naturaleza), según el primer principio, pero se halla subjetivamente en el fin, según el primer principio. Pero el sujeto de todos los fines es cualquier ser racional como fin en sí mismo, con arreglo al segundo principio; de aquí se sigue ahora el tercer principio práctico de la voluntad, como suprema condición de 142

2. Tránsito de la filosofia moral popular...

la concordancia de la voluntad con la razón práctica universal, la idea de la voluntad de cualquier ser racional como una voluntad que legisla universalmente. Conforme a este principio quedan reprobadas todas las máximas que no puedan compadecerse con la propia legislación universal de la voluntad. Así pues, no se trata tan sólo de que la voluntad quede sometida a la ley, I sino que se somete a ella como autolegisladora y justamente por ello ha de comenzar a considerársela sometida a la ley (de la cual ella misma

[A 711

puede considerarse como autora).

Los imperativos, según ese modo de representación, o sea, la universal legalidad delas acciones afín a un orden natural o la universal preeminencia teleo-

lógica de los seres racionales en sí mismos, excluían de su autoridad imperativa cualquier mezcla de algún interés como móvil, justamente porque eran representados como categóricos; pero sólo fueron conjeturados como categóricos porque había que asumir tales imperativos si se quería explicar el concepto

del deber. Mas merced a ello no podía demostrarse que hubiera enunciados prácticos que mandaran ca-

tegóricamente, ni esto es algo que pueda ocurrir tampoco ahora en este apartado; lo único que sí podía suceder era esto: que la renuncia a todo interés en el querer por mor del deber, como el signo distintivo que diferencia específicamente al imperativo categórico del hipotético, quedara insinuada en el imperativo mismo \ mediante alguna determinación intrínseca, y esto sucedió en la actual tercera

fórmula del principio, 0 sea, en la idea de la volun143

Get in touch

Social

© Copyright 2013 - 2024 MYDOKUMENT.COM - All rights reserved.